eus | cas

Luis de Uranzu

Luis Rodríguez Gal (Irun, 1894 -Irun, 1968), conocido comoLuis de Uranzu, ha sido uno de los más grandes escritores iruneses. Con una prosa fácil y sencilla, dedicó su vocación literaria a Irun y a la región del Bidasoa.

Realiza estudios superiores en Francia, en el Instituto Agrícola Internacional de Beauvais, donde se gradúa como ingeniero agrónomo. Su tesis, “La Guipúzcoa Agricole”, hace referencia a las posibilidades agrícolas de una finca rural en Hondarribia. Sin embargo, no ejerce, profesionalmente, de ingeniero agrónomo, salvo en circunstanciales ocasiones. Una formación pareja a su vena literaria.

Siendo muy joven, desde su casa de Beraun, efectúa sus primeras incursiones en el mundo periodístico. Así, junto a un grupo de amigos, edita varios números de “La jeringa de Beraketa”. Su afición crece y muy pronto comienza a colaborar, bajo la firma de Katua en el periódico “El Bidasoa”, en una sección que titula “Arañazos”.

Años más tarde, funda junto a José Bellido, la revista “Aldabe” en la que intervienen como colaboradores, entre otros, Pío Baroja, Fermín Calbetón, o Pedro Mourlane Michelena. Tras un periodo de paréntesis, recupera su faceta escritora cuando Emilio Navas, se hace cargo del semanario “El Bidasoa”. En esta dorada época periodística utiliza el pseudónimo de “Luis de Uranzu”

En 1955, publica su obra más importante “Lo que el río vio”, convirtiéndose, desde entonces, en el gran referente histórico para la región bidasotarra. En enero de 1959, fue nombrado cronista oficial de la ciudad de Irun “por la labor de divulgación histórica que viene realizando y sus nobles inquietudes en la constante investigación del pasado de nuestro pueblo y de la zona del Bidasoa”. En 1966 sale a la luz su segundo libro, “Un pueblo en la frontera”, ciñéndose exclusivamente a la historia y anécdotas del pueblo que le vio nacer. Tras su muerte, en 1971, se edita en bilingüe su tercera publicación, “Bidasoako Kondairak- Cuentos del Bidasoa”. El final de su vida también truncó la publicación se su última aportación literaria, “Diccionario del Bidasoa”, en la que se recopila el trabajo realizado por entregas para el semanario “El Bidasoa”.

Luis de Uranzu contrajo matrimonio con la escultora y ceramista irunesa, Dolores Salis, siendo padres de cinco hijos. Fue presidente de la Real Sociedad Bascongada de Amigos del País y del Grupo Aranzadi.

En 2003, la asociación que lleva su nombre, “Luis de Uranzu Kultur Taldea” reeditó íntregas sus obras completas.Volver